Ángela Carrasco, actriz y cantante: “Nadie me ha demostrado en la vida el amor que me tiene como me lo ha demostrado Dios”

Interpretó a la Magdalena de Jesucristo Superstar, y desde hace tiempo habla de Dios, vida y familia en la televisión. Este mes de noviembre ha dado testimonio provida en «Tu cara me suena» de Antena 3

“Me crié en un ambiente en el que había una espiritualidad y un amor a la familia y un amor a Dios, y lo digo así con todas las palabras porque así lo he sentido y lo sigo haciendo”

26 de noviembre de 2013.- (Álvaro de Juana / Religión en Libertad Camino Católico La cantante y actriz Ángela Carrasco, que saltó a la fama en 1975 cuando interpretó a María Magdalena en el musical «Jesucristo Superstar» junto a Camilo Sesto, es una de las participantes que se hace con el favor del público y que más deja huella cada semana en el programa televisivo de Antena 3«Tu Cara Me Suena». 

En este programa, ocho famosos se meten en la piel de cantantes de éxito para competir y alcanzar el primer puesto entre los más votados y después de ser juzgados por los populares miembros de jurado. El premio al que opta cada uno de ellos en las galas es de 3.000 euros, que el ganador dona a la ONG o asociación que elija. 

En España se emite en estos momentos la tercera temporada de este concurso que ha traspasado fronteras y se ha vendido ya a 33 países en todo el mundo. La edición de este año cuenta con rostros tan populares como los del actor y humorista católico Santi Rodríguez o los cantantes José Manuel Soto y Edurne. 

El premio, para una asociación provida

El pasado jueves 14 de noviembre, Ángela Carrasco ganó con su extraordinaria imitación del cantante cubano Antonio Machín (1903-1977) y su canción “El manisero”. 

Fue al final de la gala, en el momento en el que el presentador Manel Fuentes anunció que había ganado el programa de esa noche, cuando Ángela Carrasco explicó a quién iba a donar los 3.000 euros del premio. 

Con gran arrojo dijo ante la atenta mirada y el silencio del público, el jurado, el presentador y sus compañeros concursantes: “estos 3.000 euros van a ir para Signo de Vida, que es una pequeña organización que hay en Tenerife que ayuda a las mujeres que muchas veces se ven en el entredicho de decir voy a tener este hijo o no lo voy a tener. Nosotros les ayudamos como sea. Y tratamos de que ellas puedan hacer de su vida algo mejor, y si traen su niño al mundo nosotros les ayudamos a que sea lo mejor para él”. 

Pero no se quedó ahí la cosa, porque con fuerza terminó diciendo: “la mujer es importante; la mujer es vida y yo quiero dárselo a Signo de Vida”. 

Felicitaciones y agradecimientos

El valiente gesto de la artista ha tenido estos días eco en las redes sociales. La misma actriz recibió felicitaciones y agradecimientos a través de cuenta de twitter. 

Signo de Vida (www.signodevida.com) nació recientemente en Tenerife y se define a sí misma como “una iniciativa apolítica, aconfesional y sin ánimo de lucro que se propone unir a las personas que vivan en Tenerife y que quieran ayudar a los demás comprometiéndose con la causa de la vida”. 

Por ello, entre otros objetivos, quieren “descubrir la belleza de la vida humana, compartiendo razones para vivir y promoviendo la cultura de la vida; comunicando experiencias positivas de la vida que merecen ser conocidas; sensibilizando sobre temas y cuestiones importantes de la vida y motivando la formación en todo aquello que nos ayuda a saber vivir y a disfrutar de la vida”. Pero sobre todo destacan que “prestamos especial atención a los temas que tengan que ver con el inicio de cada vida humana, saber amar y relacionarnos bien”.

Los responsables de Signo de Vida defienden “que las madres reciban el reconocimiento, el agradecimiento y el apoyo que se merecen por su entrega, trabajo y dedicación a favor de sus hijos y de su familia” y encaminan sus esfuerzos en “ayudar a descubrir la belleza y la grandeza de ser madre, de ser padre, de hacer posible que otros tengan vida”. 

“Que las mujeres embarazadas en dificultad o en riesgo de vivir un aborto provocado, así como aquellas que han pasado por la experiencia de un aborto (provocado o espontáneo), reciban el apoyo, la ayuda y la información que necesiten para afrontar el momento por el que están pasando”,dicen finalmente. 

Una fe que creció con los años

Ángela Carrasco es una de las personas que más apoya a Signo de Vida. La artista nació hace 63 años en Manzanillo, República Dominicana, y desde bien temprano todo parecía indicar que su vida la dedicaría al mundo de la música ya que su padre fue un importante guitarrista y su madre cantante. 

En una entrevista concedida en 2010 al programa “Últimas Preguntas” de La2 de TVE (puede verse AQUÍ) , Carrasco conversó sobre su fe con la presentadora del espacio, María Ángeles Fernández. 

Hay cosas en la vida que Dios te va poniendo en su lugar”, dijo entonces. Al hablar de su familia, recordó que “en mi casa teníamos una gran unión familiar” y a veces “a mis hijos les cuento cómo esperábamos a ‘papi’ para sentarnos todos a comer juntos… era como algo esperado». “No debe perderse eso”, porque “nosotros también disfrutábamos de la unión familiar: el respeto, el cariño, el compañerismo… pero cuidado porque eran mamá y papá. Yo quiero ser mamá de mis hijos, no amiga. La amiga viene y va, pero los padres siempre están ahí. Yo tuve esa gran suerte”, destacó en aquella ocasión la prolífica artista.

Dios en la vida familiar

Sobre su familia también dice que “mi hijo y su esposa me han hecho muy feliz haciéndome abuela. Es un amor muy especial (…) a mi me tiene fascinada”. 

Y respecto a su fe no tiene vergüenza en afirmar que “nadie me ha demostrado en la vida el amor que me tiene como me lo ha demostrado Dios. Es un sentir único en toda mi vida y no he sido la mejor hija, he cometido muchos errores pero no he encontrado un mejor amigo y padre que Dios. Lo tengo tan cerca de mí que no me importa hablar de ello”.

Por eso “me gustaría que mucha gente pudiese sentir como yo siento. Se lo he ido inculcando a mis hijos. No hay nada más importante para mí que mis sentimientos hacia algo que es superior a todo lo demás que tengo alrededor. Es lo que siento y no puedo mentir”, dice categórica. 

A lo largo de la entrevista habla de varios temas, pero sobre todo de su familia y de cómo le transmitieron a ella la fe. A este respecto cuenta que “una de las cosas que más valoro es la educación que me dieron mis padres y mis profesores”. “La mayoría de mis primeros años fue en colegios de monjas, católicos, y creo que mis primeros trinos musicales fueron en sus coros. El respeto a muchas de las cosas que hoy me hacen caminar por la vida y decir ‘no’ cuando por hacerlas me podría ir maravillosamente bien es por esa enseñanza de mis padres y profesores. Me crié en un ambiente en el que había una espiritualidad y un amor a la familia y un amor a Dios, y lo digo así con todas las palabras porque así lo he sentido y lo sigo haciendo”, afirma la artista.

Esposa y madre

Su marido Ramón, con el que lleva 39 años casada, ocupa un lugar muy destacado en su vida y por eso también se refirió a él. “He tratado de ser buena persona, de que me perdonen y de perdonar. Treinta y seis años junto a alguien que es tu pareja no es fácil”, pero “he tratado de ser lo mejor en todo, igual que él para mí”.

Los mejores momentos de mi vida  los estoy viviendo ahora, cuando tenemos tantos años de casados. Hay una comunión que hace que esa persona que muchas veces te ha hecho llorar lágrimas de sangre ahora te hace sentir que es un gran compañero, un gran amante, una persona que es tu propio espejo. Él es muy bello en cuanto a espiritualidad”, explica emocionada a la presentadora. 

“El Espíritu Santo en los momentos duros y alegres”

Ángela Carrasco tiene una pequeña espina clavada en el corazón: la fe de uno de sus hijos no es la que ella querría. 

Sobre este tema comenta que “mis hijos saben muy bien como pienso. Una vez le dije a un sacerdote, que era mi director espiritual, que mi hijo Elvis no es muy dado a ir a la iglesia. Me dijo él: ‘¿es buen hijo?’, ‘sí’, respondí yo. Y el sacerdote me dijo: ‘que no vaya al último banco de la iglesia no quiere decir que no esté haciendo lo que le has transmitido’. Siempre da temor esto”, dice la artista con sinceridad. 

“Mi otro hijo es más de decir ‘yo sé que Dios me va a ayudar en esto…’ Elvis lleva una conducta en el matrimonio, como persona, que me gusta. Yo le pido a Dios que de alguna forma se lo haga ver. A veces le digo a Dios: ‘mira, siempre me he portado bien, no he sido adúltera.., y hay otra gente que lo ha sido… y me acuerdo de la parábola del Hijo Pródigo en la que el padre le hace una fiesta grande al hijo por regresar a casa”.

Sobre su propia fe afirma que para ella“es muy importante el Espíritu Santo. Acudo a él cuando lo necesito”. De la Santísima Trinidad “Jesús es el más parecido al hombre; Dios quiso que el hombre se asemejara a su Hijo”. “Para mí el Espíritu Santo es algo que siento en momentos duros y alegres de mi vida. Es algo muy especial”, concluye.

La mujer que fue la Magdalena

Durante la conversación en “Últimas preguntas” también habló de su carrera profesional y de cómo le marcó interpretar a María Magdalena en Jesucristo Superstar. 

“Cuando me propusieron esteespectáculo lo primero que sentí fue temor por interpretar a la María Magdalena que se mostraba en la obra. Pero algo me decía que tenía que hacerlo”. Por eso recuerda que “nunca se respetó más a Jesús que en esta obra”.

“Mucha gente cambió su visión hacia Jesucristo, entre ellos gente joven, gente que nunca comulgó con nada de la Iglesia y yo vi conversiones maravillosas. Cambió tanto que hasta la Iglesia se hizo ‘dueña’ de Jesucristo Superstar”. En su opinión, “se acercó a Jesucristo a mucha gente, le vieron más humano, con sufrimiento pero con sus cosas maravillosas”. 

En la actualidad, aparte de participar en el exitoso “Tú cara me suena” Ángela Carrasco tiene una escuela de artistas en la que“trabajo con ellos para que tengan una moral”, explica la exitosa cantante y actriz católica.

Comentarios 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *