Brunito, el niño de 4 años que necesita un trasplante de riñón y que reza en las redes por su salud: «Solo Dios me va a curar»

*  Su madre Griselda Giménez  explica que «Él siempre dice que no va a necesitar el trasplante, que solo Dios lo va a curar. Brunito tiene mucha fe. Todas las noches reza y pide por su salud. En todo momento tiene presente a Dios, y toma sus cosas y empieza a orar. Dios sabe lo que hace. Siempre está en primer lugar y nos está ayudando para salir adelante. Además, Brunito es el que nos da la fuerza para seguir luchando»

CaminoCatólico.com.- Bruno Marioni Martínez Giménez nació el 30 de abril de 2014 y es el único hijo de Griselda Giménez, ama de casa, y Elvio Martínez Godoy, empleado, quienes residen en Ciudad del Este, Alto Paraná, en Paraguay. A los tres meses se detectó que el pequeño nació con un solo riñón y que no funciona. Desde entonces, sigue su tratamiento en el Hospital Central del IPS, pero se realiza diálisis peritoneal cada cuatro horas en su hogar. “Yo misma le hago en casa”, cuenta su madre, quien se muestra muy conforme con la atención que le brinda el seguro social. “Él está tomando actualmente medicamentos que son muy costosos”, resalta.

El caso de Brunito se viralizó a través de las redes sociales después de que aparecieran videos, en su mayoría, rezando, y varios medios se hicieron eco de la situación, más aún cuando algunos artistas famosos se conmovieron con su historia y se solidarizaron con él, como el cantante Ricardo Montaner, quien escribió en su cuenta de Twitter que vio el video del niño. “Me emocionó hasta el alma. Que Dios te bendiga con salud, Brunito”, tuiteó el artista. “Eso nos hizo muy felices. Nunca pensé que íbamos a llegar hasta esto. Pero, por su inteligencia, él le conquista a todos”, revela.

En el video bajo estas líneas se visualizan como Brunito reza tres oraciones por su salud en días distintos. La primera el Padre Nuestro, la más actual que ha sido grabada cuando ya había cumplido los 4 años y las otras dos en los primeros meses de 2018.  La madre comentó que fue ella quien filmó a su pequeño, ya que cuando estaban en la casa de la abuela, Brunito vio un afiche de Jesús y le dijo: “Mami, vamos a rezar”.

Según su madre, el niño está consciente de su enfermedad. “Él siempre dice que no va a necesitar el trasplante, que solo Dios lo va a curar. Brunito tiene mucha fe. Todas las noches reza y pide por su salud. En todo momento tiene presente a Dios, y toma sus cosas y empieza a orar”, asegura a la edición impresa de ABC Color.

Un día normal de Brunito transcurre entre juegos. Aunque todavía no camina —actualmente, está siguiendo su tratamiento con un traumatólogo— toma las cosas que más le gustan, como su guante de fútbol. “Es fanático de Olimpia y de Aguilar, el arquero. Hasta fuimos al hotel a visitarlos”, cuenta Griselda y agrega que el niño también recibió la visita del Grupo Lince.

La madre, firme en su fe, conserva la esperanza de que Dios les va a ayudar siempre y que su pequeño sanará. “Dios sabe lo que hace. Siempre está en primer lugar y nos está ayudando para salir adelante. Además, Brunito es el que nos da la fuerza para seguir luchando”, resalta”.

Por el momento, la única posibilidad de curarse del pequeño es por medio de un trasplante, pero para llegar a ese punto, el niño debe estar en óptimo estado, principalmente, de peso. “Tiene que subir dos kilos. Ahora tiene nueve y debe llegar a 12 kg”, explica su madre. Una vez logrado esto y se den otras condiciones de salud, Brunito podría estar en condiciones para recibir el riñón de un familiar hasta un cuarto grado de consanguinidad, que sea compatible y le pueda donar. En caso contrario, deberá entrar en lista de espera por un donante. Hasta que este aparezca, debe someterse a diálisis todos los días.

El Dr. Gustavo Melgarejo, director del Instituto Nacional de Ablación y Trasplante (INAT), y la Dra. Marlene Martínez, nefróloga pediatra
El Dr. Gustavo Melgarejo, director del Instituto Nacional de Ablación y Trasplante (INAT), y la Dra. Marlene Martínez, nefróloga pediatra

La Dra. Marlene Martínez, nefróloga pediatra, forma parte del plantel de médicos que tratan a Brunito en el Hospital Central de IPS. “El niño nació con un solo riñón y con malformaciones en ese único órgano”, detalla. La especialista explica que por este motivo, el pequeño se realiza una diálisis peritoneal, que es continua y en forma ambulatoria. La situación actual del niño es estable. Se espera que llegue a un peso y altura ideales para que pueda ser sometido a un trasplante, que puede ser en cualquier momento. Mientras él siga con su diálisis peritoneal, no corre riesgo su vida. “De hecho, el trasplante renal es una opción de tratamiento para los pacientes con insuficiencia renal terminal para mejorar su calidad de vida, que es muy superior que con la diálisis, porque esta no suplanta en un ciento por ciento la función renal”, pormenoriza.

Para la especialista, no todos los pacientes son candidatos a recibir un trasplante, ni todos pueden donar. Ni vivos ni pacientes con muerte cadavérica; tienen que reunir ciertas condiciones. “Es el caso de Brunito; cuando ya no sea peligroso para él, se iniciará todo el proceso para que pueda recibir un órgano”, señala. Por ejemplo, un equipo evaluará si él está en condiciones de recibir el órgano de un adulto. Si eso no se da, entra en lista de espera para recibir un donante pediátrico o un adulto pequeño. “Depende de muchos factores. Siempre se espera que sea de un pariente, por la compatibilidad y el estado de salud”, puntualiza.

La diálisis peritoneal (DP) que actualmente se le aplica a Brunito es un procedimiento que permite depurar líquidos y electrolitos en pacientes que sufren insuficiencia renal. La diálisis peritoneal utiliza una membrana natural –el peritoneo– como filtro. “Se utiliza una membrana abdominal, peritoneo; se usa como membrana de intercambio. Se le coloca un catéter en el abdomen y a través de eso se le infunde un líquido, queda unas horas y, luego, se vacía. A través de esa membrana se eliminan sustancias”, explica la Dra. Martínez.

Un gran festival musical se realizará el próximo domingo 21 de octubre a beneficio del pequeño Brunito. En la ocasión estarán artistas nacionales y extranjeros, quienes unirán sus voces para esta noble causa bajo el lema “Todos con Brunito”. El evento musical comenzará a las 9.00 y se terminará a las 20.00. Contará con la presencia de artistas nacionales, de Brasil y de Argentina, quienes actuarán de forma gratuita. Ya han confirmado su presencia son Rumberos, Nadia Portilloy Walter Alejandro. Además, contará con la animación de Rubén Rodríguez, Édgar Giménez, Fredy Javier, Marcelo Benítez, Joel López, Joel Jr, Luis Gavilán y Marcos Fernández. Ricardo Romero es el organizador del festival y trabaja como DJ en Alto Paraná y dijo que le surgió la idea de realizar la actividad para ayudar a Brunito luego de ver sus videos en las redes sociales. «Yo vi mucho sus vídeos y me tocó el corazón. Yo soy también papá y hace cinco meses nació mi hijo, por eso quiero ayudarle», manifestó en comunicación con Última Hora. «Él tiene muchos gastos, se le tiene que comprar medicamentos, es por eso que vamos a hacer este evento musical para poder ayudarlo», refirió. También la familia tiene cuantiosos gastos con el tratamiento nutricional para alcanzar el peso ideal antes de ingresar a la lista de espera de donantes.

La historia de Brunito contada en la televisión a principios de este año 2018 cuando todavía tenía tres años

Comentarios 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *