Santa Misa presidida por el Papa Francisco de conclusión del Sínodo de los jóvenes 28-10-18

28 de octubre de 2018.- (Caminocatólico.com) La mañana del domingo 28 de octubre, el Papa Francisco presidió en la Basílica de San Pedro del Vaticano, la misa de clausura de la XV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos dedicado al tema de los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional. Inspirado en la liturgia dominical, en la que el evangelista San Marcos narra el episodio sobre el ministerio itinerante de Jesús, quien poco después entrará en Jerusalén para morir y resucitar; el Pontífice centró su homilía en la figura del ciego Bartimeo, “el último que sigue a Jesús en el camino, que pasa de ser un mendigo al borde de la vía en Jericó y se convierte en un discípulo que va con los demás a Jerusalén”.

En este sentido, el Papa señaló que también nosotros hemos caminado juntos, «hemos hecho sínodo y ahora este evangelio sella tres pasos fundamentales para el camino de la fe». Francisco indicó tres pasos fundamentales para acompañar el camino de la fe: escuchar, hacernos prójimos y testimoniar en nombre de Jesús. En el vídeo se visualiza y escucha la Santa Misa presidida por el Papa Francisco de conclusión del Sínodo de los jóvenes.

El Papa en homilía de la Misa de conclusión del Sínodo de los jóvenes: «Cuando por amor a Dios nos hacemos prójimos, nos convertimos en testigos del amor que salva»

Carta de los Padres sinodales a los jóvenes: «La Iglesia y el mundo os necesitan con urgencia»

Papa Francisco en el Ángelus 28-10-18: «La esperanza de Dios no es un espejismo, es una promesa para la gente real, con sus virtudes y defectos, potencialidades y fragilidades»