Pedrito, 12 años, sanado de cáncer y que ha suscitado conversiones al hablar de Jesús:  «Tenía temor pero siempre estuve cogido de la fe»

Camino Católico.-   En abril de 2021, Camino Católico contaba la historia de Pedrito, un niño de 11 años enfermo de un cáncer presuntamente incurable que, mientras recibía tratamiento por su enfermedad, generó una cadena de oraciones por todo el mundo, e incluso conversiones. El 20 de noviembre de 2020, un mes después del diagnóstico, los sacerdotes del Hospital de la Paz (Madrid) celebraron Misa mientras el pequeño era operado. Tanto la madre, Carla Guzmán, como el médico responsable del trasplante se abandonaron a «las manos de Dios». La intervención era muy delicada. En diciembre de 2021 publicábamos como Pedrito daba gracias a Dios por su curación y hoy explica su testimonio en un vídeo del canal El rosario de las 11 pm.

“Tengo 12 años y mi enfermedad empezó en 6º de primaria”, así empieza explicando Pedrito su historia. Recuerda que en ese momento se había puesto enfermo y estuvo una semana sin poder ir al colegio. “El primer día me dolía la tripa y luego pensábamos que tenía un virus”.

Era domingo y Pedrito relata que fue a jugar al fútbol y un niño le dio un codazo en la tripa y fue esa noche cuando empezó a dolerle mucho la tripa. Fueron de hospital en hospital haciéndole pruebas hasta que le diagnosticaron cáncer. “Tenía temor pero siempre estuve cogido de la fe”, explica.

Después de los tres tratamientos vieron que el cáncer se había reducido mucho. “Ahí ocurrió el primer milagro”. Al principio de la enfermedad recuerda emocionado cómo comenzaron a rezar por él un rosario. Pedrito se acuerda de una compañera del hospital que estaba con él, Mireia, ella siempre se sorprendía y le preguntaba el por qué estaban siempre tan felices y Pedrito le contestaba que era porque tenían fe. “Le empecé a hablar a Mireia de Jesús y le regalé un Rosario y le enseñé a rezarlo”, explica.

Pedrito, de 11 años, tras superar el cáncer: «¡Nunca perdáis la fe! Si Jesús y la Virgen están con nosotros, ¡todo se puede! ¡El Amor siempre vence!»

Pedrito, niño con cáncer incurable que acerca a otros a Dios, suscitando conversiones: «Ojalá llegue el milagro, pero la meta es el cielo», dice su madre Carla Guzmán


Para entrar en el catálogo y en la tienda pincha en la imagen