Antoine y Delphine se casaron en la iglesia por la ceremonia, él quiso saber más de Dios, pero ella resistía: «Fuimos a Misa e hice la primera comunión. Ella redescubrió la fe y el amor de Dios»

* «Lo que realmente ha cambiado en nuestra vida es este amor que puede haber hacia los demás. Cuando no quieres levantarte por la mañana, cuando tienes problemas en el trabajo, con los niños, con Delphine, bueno estos momentos los resuelvo en el cuerpo de Cristo yendo el domingo a misa. O en mí encuentro a Cristo en mis oraciones diarias, puedo rezarle diciéndole: ‘Jesús, ayúdame, te necesito en este momento’, y Él sale al camino para ayudarnos»

El vídeo puede verse con los subtítulos en español entrando en subtítulos C, acto seguido en la ruedecita de la derecha de configuración, luego en subtítulos, después en traducir automáticamente y eligiendo el español

Camino Católico.-  Conocí a Delphine, mi esposa. Nos casamos en la iglesia para tener una bonita ceremonia. No estaba catequizado, por lo que no tenía conocimiento de Dios” explica Antoine en un video testimonial en versión original en francés de Découvrir Dieu.

La búsqueda de Dios En búsqueda

Pese a no haber ido nunca catequesis, “siempre me hice estas preguntas: ‘¿Quién es Dios? ¿Qué ha hecho? ¿Por qué existe o no existe?’. Delphine durante su infancia había sido catequizada pero perdió la fe cuando era pequeña. Empecé a hacerle muchas preguntas, que ella pudo responder. Luego, poco a poco, no tuvo más respuestas a mis preguntas. Investigué mucho en libros y en Internet, pero tampoco pude encontrar respuestas allí”.

Antoine explica que para resolver sus dudas “entonces sentí un llamado a abrir la puerta de una iglesia. Se lo conté a Delphine, pero ella estaba muy enojada con Dios y no estaba preparada para eso. Seguí mi camino en solitario, buscando respuestas que no pude encontrar. Un día terminé diciéndole a Delphine: ‘Ya no es posible, tengo que empujar la puerta de una iglesia para abrirla’”.

Entrar a participar de una misa, respuestas y hacer la primera comunión

Esta vez “con Delphine, por tanto, empujamos la puerta de la iglesia para ir a una misa. El domingo siguiente, le digo a Delphine que quiero volver allí para aprender más. Esta vez, el sacerdote nos dio la bienvenida, le expliqué en pocas palabras que tenía este deseo de empujar la puerta de esta iglesia y venir a una misa.

A este sacerdote lo invitamos a comer a nuestra casa y pude hacerle algunas preguntas. Después de eso, seguí un camino donde él me preparó para la Primera Comunión. Luego, continué con la confirmación, que hice con mi esposa Delphine, quien redescubrió la fe, el amor de Dios y de Jesús”.

El encuentro con Cristo

Antonie subraya que “lo que realmente ha cambiado en nuestra vida es este amor que puede haber hacia los demás. Cuando no quieres levantarte por la mañana, cuando tienes problemas en el trabajo, con los niños, con Delphine, bueno estos momentos los resuelvo en el cuerpo de Cristo yendo el domingo a misa. O en mí encuentro a Cristo en mis oraciones diarias, puedo rezarle diciéndole: ‘Jesús, ayúdame, te necesito en este momento’, y Él sale al camino para ayudarnos”.


Para entrar en el catálogo y en la tienda pincha en la imagen
Comentarios 0