P. Amorth, exorcista: “Un mago actúa con la ayuda de Satanás y el exorcista en el nombre de Jesús”

7 de julio de 2014.- (Aleteia / Camino Católico) Magos, santeras, supersticiones… son las prácticas elegidas para dar sentido a la vida cuando la fe se apaga. Pero acudir a la magia tiene muchos riesgos. El padre Gabriele Amorth, exorcista de la diócesis de Roma, nos explica la diferencia entre un mago y un exorcista:

“La diferencia está en que un mago actúa con la ayuda de Satanás y en la fuerza del poder que le da Satanás, y el exorcista actúa en el nombre de Jesús con la fuerza que le viene de Jesús”.

El cine nos acerca a estos métodos con imágenes que se quedan grabadas en la retina. Pero en ocasiones la realidad supera la ficción: “Voy a una iglesia del centro de Roma, una parroquia que durante el día está cerrada. Hay misa por la mañana y luego la cierran y allí hago los exorcismos fuertes. Tengo siempre siete, diez personas que me ayudan, tengo una pequeña cama. A veces tenemos que atar a las personas o simplemente las sujetamos”.

El padre Amorth propone distinguir bien el mal maléfico del psiquiátrico y para ello es necesario que en cada diócesis exista al menos un exorcista para derivar los casos. “Normalmente cuando una persona siente esos males y problemas lo primero que hace es ir al médico y al psiquiatra. Lo más difícil es distinguir el mal maléfico del mal psiquiátrico. Van al psiquiatra y se someten durante años a tratamientos pero no consiguen ningún resultado. Entonces comienzan a pensar que su mal no es un mal natural. Y acuden al mago de quien reciben un daño mayor. Este es el recorrido normal que siguen estas personas. En este momento es posible que una persona con más práctica en estos asuntos le sugiera que vaya al exorcista”.

Ver otros vídeos relacionados del P. Amorth, exorcista:

P. Amorth, exorcista: “Jóvenes entran en el satanismo a través de cantantes satánicos tipo Marylin Manson”

P. Amorth, exorcista: “El demonio tiene terror a la Virgen María porque ella le aplasta la cabeza”

P. Amorth, exorcista: “El exorcismo es una oración que sirve para liberar de la posesión diabólica”

P. Amorth, exorcista: “Juan Pablo II me dijo: ‘Quien no cree en el demonio, no cree en el Evangelio’”

Comentarios 0