Dany Gayoso con una seria discapacidad sirvió al Papa Francisco en Paraguay montado en una patineta

18 de julio de 2015.- (ACI  / Camino Católico)   Muchas imágenes de los “servidores” (voluntarios) de la visita del Papa Francisco a Paraguay han dado la vuelta al mundo, pero la que muestra la entrega de un joven con discapacidad montado en una patineta ha conmovido a miles. Dany Gayoso es un joven paraguayo que sufre de osteogénesis imperfecta, una enfermedad conocida como “huesos de cristal”. Esta dolencia congénita los debilita y hace que se rompan con facilidad.

A Dany no le gusta la idea de usar una silla de ruedas, pues se siente aprisionado. En su lugar, usa una patineta para desplazarse. “Así voy más rápido y me siento más independiente”, asegura.

Su enfermedad no le ha impedido entregar su vida al servicio de la Iglesia durante casi 15 años. Además, en la reciente visita del Papa Francisco a Paraguay, Dany se ofreció como servidor, del 10 al 12 de julio.

“Lo vi de cerca cuando estaba con algunos jóvenes ordenando el tránsito. Al momento de pasar me dio su bendición y me regaló una sonrisa que para mí valió mucho… En un momento no sentí tanto pero después partí en llanto por la emoción y por la grandeza que significó para mí ver al representante de Dios en la tierra”,contó a la prensa.

La labor de los servidores consistió en mantener el orden durante los encuentros del Santo Padre y formar “cordones humanos” a lo largo de decenas de kilómetros para contener a la multitud que se aglomeraba en las calles por donde recorría el papamóvil.

Comentarios 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *